Conoce tres pasos indispensables del sexo tántrico

Conoce tres pasos indispensables del sexo tántrico

Para lograr extender el placer por el mayor tiempo posible es necesario tener en cuenta estas tres claves del sexo tántrico.

 

El sexo tántrico es una práctica oriental, basada en textos budistas e hindúes, que invita a relajarse y a prolongar el encuentro sexual. En esta ejercitación el orgasmo no es el final de la fiesta sino el principio de la celebración ya que se trata de disfrutar con todo el cuerpo, disfrutar con cada poro, con cada caricia. 

Su objetivo fundamental es desvincular el sexo de los genitales, disfrutar del cuerpo del compañero, sentir placer dando placer. No se trata de no llegar al orgasmo, sino retrasarlo lo más posible, disfrutar del camino sin obsesionarse ni perseguir un final. 

Por ello, si querés ponerlo en práctica y tener una experiencia inolvidable, sigue estos pasos antes de dar inicio a la penetración y veras que nada será igual.

Respiración: Hagan ejercicios juntos para iniciar y relajarse. Siéntate frente a frente a tu pareja y respiren en forma pausada y sincronizada. Cuando tú exhales, él inhalará. Cierra los ojos y siente cómo la energía va recorriendo tu cuerpo. 

Caricias. Frota alguno de los aceites o bálsamos y masajea a tu pareja con movimientos lentos, suaves y de preferencia con la yema de los dedos. Explora todo su cuerpo. Acaríciense durante un largo tiempo, descansen, y vuelvan nuevamente. Recuerda que no hay prisa. 

Besos. Recostados o sentados, mírense a los ojos y bésense. Descubran nuevas sensaciones en el beso. Recorre con los labios la piel de él. ¡¡sin prisa!! Y ahora recién puedes dar el siguiente paso.

Para esta práctica es indispensable explotar el poder de la mirada, entregándose el uno al otro, sin pensar en nada y sólo sentir. Que no se apague la llama en un simple desahogo sexual. Tengan la valentía de ir más allá del placer!.